Tiempo de lectura: 2 minutos

La escuela no es solo el lugar al que los niños van para que los padres puedan trabajar, tampoco es solamente un sitio donde juegan o hacen amigos, aunque por supuesto funciona también para todo eso. Su propósito es mucho más relevante no solo para la vida de los menores y sus familias, sino de la sociedad.

Un pueblo educado, implica personas conscientes de sus decisiones y derechos y quienes, por consiguiente, no serán manipulados con facilidad, y tendrán menos desigualdad y pobreza. Todo esto a futuro se traduce en mayores ingresos y, por supuesto, mejor calidad de vida.

Sin embargo, aun cuando todo esto es de dominio público, son muchos los padres que solo ven a corto plazo y envían a sus pequeños a las escuelas sin dar el seguimiento correcto a la educación que están teniendo. Cada vez más tenemos una generación de padres que se desatienden de la responsabilidad de educar a sus hijos, delegando esa función en las escuelas. Entonces, es hasta que llega la boleta escolar con quejas o malas calificaciones, que ponen el grito en el cielo.

Es triste, pero muchos padres ignoran que los maestros imparten conocimiento, pero el aprovechamiento es responsabilidad de los alumnos y también de sus padres. Sobre todo en los primeros años en gran medida de los padres, pues de su guía dependerá en mucho el tipo de estudiantes que los niños terminarán siendo.

¿CÓMO ASEGURARTE QUE TU HIJO SEA UN BUEN ESTUDIANTE?

ESTABILIDAD FAMILIAR

Temas como la desintegración familiar, inciden de manera directa y negativa en el aprovechamiento que tus hijos tendrán en la escuela. Por favor cuiden como padres el ambiente familiar que dan a sus hijos, pues un hogar problemático hará niños dispersos y poco comprometidos con sus estudios.

AYUDALOS A PENSAR

Una manera es involucrarte en sus tareas. Pero ten cuidado de no hacerlas por ellos, ni de frustrarte si no logran hacerla correctamente. Lo importante no es tanto el resultado, como el proceso. Lo mejor es que tus hijos entiendan cómo resolver los problemas.

MOTIVA SU APRENDIZAJE

Es importante que les contagies el deseo de aprender, y algo a tener en cuenta es ofrecerles el espacio y los materiales necesarios para que estudien. Déjales saber que una persona preparada es una persona con mejores posibilidades de una mejor vida en todos los aspectos.

HAZTE PRESENTE EN LA ESCUELA

Un maestro que ve a un padre interesado, incluso sin buscarlo prestará mayor atención a ese alumno. No solo eso, sino que se sentirá con la confianza de recurrir a ellos ante cualquier situación que amerite el apoyo de los padres.

EDUCA CON VALORES

Un ser humano responsable, honrado, perseverante, capaz de pensar por sí mismo, en sí mismo y en su comunidad, es alguien con la sensibilidad para aprovechar las oportunidades.

La familia es ese lugar donde los niños aprenden. Más que eso, es de hecho el lugar donde a pesar de que pasen a otros escenarios, continuarán aprendiendo. Procura ser un padre que aporte y ponga a sus hijos en el camino del conocimiento, pero ten presente que tu apoyo y cuidado serán el ingrediente secreto para que lo aproveche.

También te invitamos a leer el artículo La importancia del involucramiento de la familia en el proceso escolar: https://blog.colplex.com/la-importancia-de-la-familia-en-el-proceso-escolar/

fuente: familias.com

3 comentarios en “Buenos padres, buenos estudiantes. 5 consejos para motivar a tus hijos

  1. Soy docente y se refleja en los estudiantes cuando los padres los apoyan en las actividades de aprendizaje, es muy efectivo el poder mantener comunicación con los padres de los estudiantes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *