Si no te gusta mucho leer o te aburres muy rápido, apenas leyendo los primeros párrafos de un libro, no te sientas mal, esto le pasa a todos, incluso a los lectores más constantes.

La lectura es una forma de descubrir cosas que no sabías, también te permite conocer la ideología o forma de pensar de otras personas sin conocerlas realmente. Además ser un lector recurrente te brinda beneficios como mejorar tu ortografía, redacción, análisis entre otros.

Algunas veces podemos llegar a pensar que leer es una actividad aburrida, pero te prometemos que si haces un pequeño esfuerzo inicial vas a divertirte como nunca y una vez embarcado en el mar de la literatura, que valla que es inmenso, no podrás dejar de navegar en él.

Si de alguna forma despertamos tu interés por la lectura, intenta seguir estos consejos que hemos escogido cuidadosamente para que logres leer tu primer libro mientras te diviertes.

Los libros son el mejor viático que he encontrado para este humano viaje -Michel Eyquem de Montaigne. Clic para twittear

Escoge un libro que te interese

Después de lograr ser un apasionado de la lectura podrás empezar con libros que no sean tanto de tu interés. Por el momento, elige libros que te llamen la atención y que te atrapen desde el momento en que sabes de qué se tratará.

Por ejemplo, los amantes de los automóviles querrán leer libros relacionados con ellos. Los amantes de las plantas querrán leer libros acerca de jardinera o botánica. Así que sean cuales sean tus gustos escoge el libro de acuerdo a tus preferencias.

Haz la lectura más fácil

1.- Imagina lo que lees.

Usa la imaginación para crear los lugares, personas y hechos que se presentan en el libro que lees, esto te ayudará a percibir de manera más profunda la trama y generando conexiones con el libro, haciendo que sea más difícil dejar de leerlo. Sin que te des cuenta tu mente comenzará a relacionar lo que lees de acuerdo a los lugares que conoces o situaciones pasadas.

Para todo aquello que no conoces, tu imaginación comenzarán a elaborar escenarios de acuerdo a la lectura. Deja que tu mente vuele y disfruta de cada momento, Será muy divertido lo prometemos.

imaginacion

2.- Toma notas. 

Te aconsejamos que cuando leas un libro tengas una libreta a la mano, de esta manera podrás escribir lo que te resulte más interesante, tus pensamientos, ideas o preguntas que surgieron con tu lectura.

Te resultará inquietante leer esas notas después de leer el libro, aveces pueden pasar, meses o años, y con esto podrás recordar lo que te gustó más de ese libro.

Irás descubriendo con el paso del tiempo y los libros que lees, que verdaderamente te han llamado mucho la atención, lo que más te sorprendió del libro lo podrás recordar con tus notas. Lo mejor es que podrás ver las cosas con un panorama más amplio. La lectura te permite expandir tu mente y conocer nuevos pensamientos o ideas en la forma de ver el mundo.

toma notas

3.- Ponte en los zapatos del personaje

Déjate llevar por la lectura y ponte en el lugar del personaje que más te guste.

Ponte en el lugar del personaje

Piensa en ¿Qué harías si te encuentras en una situación parecida? ¿Estarías dispuesto a hacer lo que el libro dice o enseña?

Si te pones en el lugar de los personajes o del autor podrás entender más el porqué de las cosas o por qué los personajes actúan de esa manera, esto te ayudará a hacer tu lectura más emocionante.

4.- Tomate tu tiempo.

No te enfoques en la acumular una gran cantidad de libros leídos ni en leer tan rápido para terminar el libro cuanto antes, si lo haces así no entenderás la trama. No leas simplemente con la finalidad de terminar el libro, la lectura es mucho más que eso, es cuestión de adquirir experiencia, conocimientos y sobre todo disfrutar el proceso.

Toma una pequeña pausa e imagina la historia y los lugares en la que se presenta, déjate llevar por la aventura o lo inesperado para los personajes. Reflexiona la historia y déjate llevar, cada vez estarás más interesado por saber qué pasará con tu personaje favorito y por sus aventuras. Cuando termines el libro toma un tiempo y piensa como seguirías la historia si fueras el autor y quisieras escribir la segunda parte.

Disfruta la lectura

Apoyate de algunas herramientas

Ten siempre un separador a la mano, de esta manera podrás seguir leyendo el libro después y será más fácil continuar la lectura.

Si llevas un registro de los libros que has leído puede ayudarte a motivarte y entusiasmarte más con la lectura.

Existen páginas de Internet en las que podrás hablar o comentar con otras personas acerca de los libros que has leído. Podrás también recomendar los libros que más te han gustado y hablar de ellos, Es más te invitamos a usar el espacio de los comentarios para que compartas con nuestra comunidad tu gusto por la lectura

Si tienes la oportunidad de tener un audio libro, esta opción te ayudará a iniciarte en el mundo de la lectura, aun así, estamos seguros de que disfrutaras más la lectura.

Ante ciertos libros, uno se pregunta: ¿quién los leerá? Y ante ciertas personas uno se pregunta: ¿qué leerán? Y al fin, libros y personas se encuentran – Andre Gide Clic para twittear

Y por ultimo pero no menos importante, si lees un libro por obligación no podrás adquirir los conocimientos necesarios, ni mucho menos podrás disfrutarlo.

Por el contrario, si lo haces con ganas y entusiasmo aparte de adquirir nuevas habilidades podrás disfrutar cada momento que pases leyendo.

A un lector se le abre todo un mundo de experiencias por las que moverse y con las que disfrutar en función de lo que le guste. Para que algo nos guste es necesario que previamente lo conozcamos, y ese conocimiento implica un esfuerzo inicial: por ejemplo, al leer los primeros libros. Precisamente cuantos más libros conocemos, más nos deleitamos, porque ese conocimiento nos ayuda a disfrutar aún más de lo que nos gusta.

Así es que te invitamos a que des ese esfuerzo inicial sabemos que no te arrepentirás.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *